Es al Pedo.

En el relato de I. Asimov, Andrew no coge con la nieta de Jovencita.
Ni se le cruza la intención.
E imagino tampoco es dueño de la cara de queso que tiene Robin Williams.
Algo estos años había frenado mi intención de ver la película (Hombre bicentenario).
Ahora ya sé porque.
Viejo, hay que hacerle caso a las corazonadas.

1 comentario:

Horario Medellín dijo...

te cabía alguna duda de que hay que seguir las corazonadas?? ME EXTRAÑA JAVI!!!!