No me gusta el verano.
No me creo esa película llena de felicidad transpirada, ni de playas idílicas.
Puteando al clima, al cemento que quema y a la puta que desfila entre edificios como si estuviese en Playa del Carmen.
No escribo en verano, me cuesta pensar con claridad. Mas de lo que es usual en otras épocas del año.
No me gusta el verano.
No me gustas vos, mostrando tu culo, ni vos con tu bronceado pegajoso y tu sonrisa a lo miami.
Miami, mi mami, meame.
No escribo en verano, dejo transpirar el tiempo tratando de conocer mas tragos y menos gente.
Nos vemos en otoño.
Tomá.

1 comentario:

Horario Medellín dijo...

te re apoyo en esta!!!
odio el verano... todo de èl.. TODO... es una estación horrible... es verdad... el cerebro funciona mal en estas épocas...

mejor... nos vemos en otoño!